My Yellowstone vuelve a ser noticia, esta vez por la publicación de ‘El Último Pasodoble’. Unas cuantas canciones, está vez en castellano, presentadas antes de que vea la luz su cuarto trabajo discográfico, ya a mediados de 2018.

Éste, será un álbum muy esperado teniendo en cuenta que sus tres discos anteriores sorprendieron entrando en las listas de lo mejor del año, según la prensa especializada.

Bajo la premisa de que una buena canción se sostiene con una acústica o un piano, la banda nos presenta cortes que mantienen su elegancia y calidez sonora, la actitud y tradición rockera y esos estribillos de ascendencia pop con los que han conquistado al público.

Capitaneados por sus miembros fundadores, Dani Kussa y FJCurra, estos sevillanos se han consolidado junto a una formación estable de músicos que conectan en el estudio y deslumbran en los directos. Con este disco, My Yellowstone crece y se afianza dentro del panorama nacional como una banda que llegó para quedarse.

El grupo sevillano continúa practicando ese Rock que marcó sus primeros trabajos, y que les llevó a encabezar listas de lo mejor nacional, para adentrarse en un sonido más introspectivo, atmosférico y elegante, pero al mismo tiempo hipnótico y oscuro. Poemas urbanos y sucios, equilibrio y gusto en los arreglos, y por qué no, melodías de pop sofisticado. Todo ello conforma un disco creado bajo el espíritu de grandes como Ryan Adams, Bob Dylan, Neil Young o Nick Cave, entre otros.

Este último trabajo en castellano, es un EP autoproducido, grabado en los estudios de Grabaciones Sumergidas y masterizado en Kadifornia Mastering. Para el diseño del disco, han vuelto a trabajar con el prestigioso ilustrador Sr. Cobo (arilo.es)

Un trabajo que demanda ser escuchado con atención para así, poder descubrir su compleja y cautivadora naturaleza. Un disco honesto en el que todo encaja de modo natural y nos muestra a dos artistas que no tienen miedo a reciclar con madurez y acierto su sonido y predicar con un “renovarse o morir”.